Se requiere tu consen­ti­miento

En esta sección, el contenido externo se integra desde .

Para mostrar el contenido, se requiere tu consen­ti­miento para las siguientes categorías de cookies:

  • Publicidad perso­na­lizada
  • Análisis
  • Perso­na­li­zación
  • Esenciales

Para obtener más información, consulta nuestra política de privacidad. Si te interesa saber cómo procesa tus datos ###vendor_name###, consulta su política de privacidad.

Consejos para gestionar una flota de megacamiones

Aunque todas las flotas de vehículos tienen algunas características en común, no se gestiona igual una flota de turismos que una de megacamiones. Estos últimos están sometidos a una regulación especial y eso es algo que todo gestor de flotas debe tener en cuenta si quiere aprovechar al máximo la capacidad de estos monstruos de la carretera.

En este post vamos a darte algunos consejos a tener en cuenta a la hora de gestionar una flota compuesta por megacamiones.

1. Conoce la normativa: los megacamiones están regulados bajo una normativa diferente a la del resto de vehículos de transporte. En España es la Dirección General de Tráfico la que puso sobre la mesa los requisitos que deben cumplir los megacamiones, como, por ejemplo, las características de seguridad o de señalización del vehículo, la velocidad de circulación, cómo realizar los adelantamientos, las masas autorizadas o la necesidad de comunicar en un plazo máximo de 7 días los viajes realizados, indicando kilometraje, horario e itinerario.

2. Monitorización del estilo de la conducción. Esto es importante para cualquier vehículo en carretera que transporte mercancías o personas, ya que es una forma de mejorar la seguridad y de optimizar el consumo de combustible. En el caso de los megacamiones es aún más trascendental, porque controlar un vehículo de tales dimensiones –recordemos que un megacamión mide más de 25 metros – no es sencillo. Además, hay que tener en consideración que no deben sobrepasar los 90 km/h en autovías y autopistas o de 80 km/h en carretera.

3. Rutas especiales. Estos vehículos solo podrán circular por autovías, autopistas o carreteras con calzadas separadas para cada sentido de circulación. O, de una sola calzada para ambos sentidos si se trata de polígonos industriales o centros logísticos donde sea factible y necesario para la carga y la descarga de la mercancía. Por este motivo es necesario tanto planificar las rutas con antelación, como proporcionar al conductor un navegador que tenga en cuenta las limitaciones y que pueda indicar el camino correcto en todo caso. El navegador también deberá contemplar las características de la carretera, su amplitud, su pendiente, su dificultad, etc., con el fin de evitar situaciones incómodas o peligrosas.

4. Localización de los vehículos. También relacionado con el seguimiento de las rutas, es importante conocer dónde están situados los vehículos en cada momento. De esta forma, el gestor puede saber con seguridad que las rutas planificadas son las que se están siguiendo o localizar el megacamión en caso de robo o si ocurre un incidente y hay que enviar ayuda en carretera.

5. Contempla la situación meteorológica. También es fundamental estar informado sobre la previsión del tiempo, ya que, en condiciones adversas o que impidan la visibilidad, se puede prohibir la circulación de megacamiones. De hecho, debe haber una visibilidad de al menos 150 metros, tanto hacia adelante como hacia atrás. En condiciones de viento extremo, también se prohíbe la circulación de estos vehículos, con alerta roja en caso de que vayan cargados, o con alerta naranja si van vacíos.

6. Controla la carga. El principal motivo de que existan los megacamiones es poder transportar más mercancía con menos recursos, minimizando kilometraje y emisiones de CO2. En este sentido, es importante aprovechar al máximo la capacidad de carga de estos vehículos para optimizar los viajes. Asimismo, es necesario monitorizar la mercancía durante el viaje, para asegurarnos de que está en perfectas condiciones. Esto es fundamental cuando se transportan mercancías peligrosas o cuando se trata de alimentos perecederos, que deben mantener una temperatura constante durante la travesía.

Si quieres saber más sobre gestión de flotas, te invitamos a que visites la página de Webfleet.

Y si te ha interesado el tema, seguro que estos posts también te resultan sugerentes:

 

Suscribirse al blog de Webfleet

Suscríbete para recibir mensualmente noticias y consejos para mejorar el rendimiento de tu flota. Puedes anular la suscripción en cualquier momento.

Introduce una dirección de correo electrónico válida.
Seleccione el tipo de sector de actividad.

Tus datos personales están a salvo con nosotros. Consulta nuestra política de privacidad para obtener más información.

Vaya, no se han encontrado resultados.

Cargando

Buscar en el blog

Gestión de flotas